8 dudas sobre la vacunación de la gripe

Comenzada la campaña de vacunación de la gripe, son varias las dudas que pueden surgirnos al respecto:

1.¿De qué está compuesta la vacuna de la gripe? 

La vacuna de la gripe está constituida por fragmentos de virus o por virus atenuados, los cuales se llaman así porque han perdido su capacidad de infectarnos, es como si estuvieran estropeados. Tengamos un fragmento de virus o uno entero “estropeado”, nuestro sistema inmune es capaz de reconocer perfectamente de quién se trata, por lo que se preparará para luchar la próxima vez que se encuentre con uno que realmente infecte.
Además del virus contiene también otros compuestos llamados excipientes que realizan varias funciones como disolver el virus para facilitar su aplicación, conservantes o compuestos que ayudan a que el sistema inmune sea más reactivo.

2.¿Por qué hay que vacunarse cada año de la gripe?

El virus de la gripe posee en su superficie unas proteínas llamadas hemaglutinina (H) y neuraminidasa (N), las cuales son respectivamente  la llave para poder entrar y salir de nuestras células.  Ambas proteínas presentan varias formas, pero tranquil@ que te voy a poner un ejemplo, imagina que los pantalones y camisetas que tienes en tu armario les asignas a cada uno un número, y así para elegir que te vas a poner ese día  lo nombras como pantalón número 3- camiseta número 5 o más corto, P3-C5. Esto es
exactamente lo que pasa con el virus de la gripe, se les denomina por H1-N1, H1-N2, etc, según el tipo de hemaglutinina y neuraminidasa que posean. Pero de un año para otro los virus mutan, es decir, cambia el tipo de proteínas de superficie y nuestro sistema inmune reconoce la estructura exacta del año pasado, pero no la de este. Por eso debemos presentárselo.

Para que sean más eficaces, las vacunas de la gripe lucha al mismo tiempo contra tres subtipos del virus de la gripe diferentes, de ahí viene el término trivalente que puede que hayas escuchado.

3. ¿Cómo saben qué virus atacará este año?

Para fabricar las vacunas la Organización Mundial de la Salud (OMS) se basa en las estadísticas del año anterior en cuanto a los tipos de virus que han circulado en el ambiente durante ese período, y en base a eso, hace una predicción de cuales circularán al año siguiente.

4. ¿Por qué hay algunas personas que cogen la gripe aunque se vacunen?

Como hemos dicho antes, la vacuna está fabricada en base a predicciones, por lo que el virus fabricado para la vacuna teniendo en cuenta los datos del año anterior, puede que sea diferente del que circule este año.

5.¿Puedo coger la gripe por vacunarme?

La respuesta es no. Como decíamos en el punto número 1, el virus está “estropeado”, no tiene la capacidad de producir la enfermedad.

6. Por qué tengo que vacunarme yo y/o los miembros de mi familia?

Se trata de desarrollar una inmunidad individual y grupal. Al ponernos la vacuna nos estamos protegiendo nosotros, pero al mismo tiempo estamos protegiendo a los demás: imagina un farmacéutic@ y toda la gente que puede entrar en una farmacia a lo largo del día, o un médico
cuando pasa consulta, todos los pacientes en contacto con ellos pueden contagiarles,  pero si ellos caen enfermos y siguen trabajando podrán contagiar a toda la gente que entre en la farmacia o consulta! Por eso hay que pensar tanto desde el punto de vista individual como colectivo.

7.¿Es segura la vacuna de la gripe?

Durante el proceso de fabricación todas las vacunas se someten a controles para garantizar su eficacia y seguridad. En ocasiones puede que tras vacunarnos se produzca un poco de fiebre o
malestar, pero no es por problemas de la vacuna, sino porque nuestro sistema inmune está reconociendo al virus.

8.¿Pertenezco a la población en riesgo?

La población de riesgo es aquella que por sus condiciones de edad o de salud, pueden contagiarse más fácilmente, o dicho contagio puede suponer que sus enfermedades se agraven. Este es el caso de:

  • Personas mayores de 60 años
  • Personas con enfermedades cardiovasculares o respiratorias
  • Mujeres embarazadas
  • Personas inmunodeprimidas
  • Insuficiencia renal
  • Diabetes mellitus
  • Obesidad mórbida (IMC mayor de 40 en adultos o de 35 en adolescentes)
  • Enfermedad hepática
Más información en: